Droga es el Rivotril

Vaporización: la opción más saludable

Anuncios

La vaporización es un método de consumo de planta de cannabis que extrae los cannabinoides mediante calor y deshidratación, y deja enfriar el vapor a temperaturas no dañinas para el sistema respiratorio.

Imagen de Marihuana Medicinal

El mercado ofrece vaporizadores con los más diversos sistemas, tamaños y formas. Todos tienen en común la función de extraer el THC y CBD de una determinada porción de cannabis. Algunos liberan el vapor el una bolsa con boquilla, y otros lo concentran para ser absorbidos desde el mismo aparato.

A diferencia de los cigarrillos, la vaporización no arrastra residuos tóxicos de la combustión como el alquitrán, monóxido y otras sustancias cancerígenas provenientes del humo, ni se acerca a la temperatura mínima a la que quema el cannabis seco. El humo y el calor excesivo irritan las vías aéreas, mientras que el vapor, que no supera lo 180º, permite un consumo tranquilo y sin dañor. Además se sabe que el 95% del vapor son cannabinoides, mientras que los cigarrillos no superan el 50%.

Anuncios